¿Cómo se reinventa un sistema educativo?
En nuestro caso, hemos definido un plan, Sarezkuntza, que en euskera significa algo así como “red educación”. Creemos que ha llegado el momento de reinventar la educación y Sarezkuntza, en este sentido, es una reformulación que se ha desarrollado a través de un debate abierto a toda la comunidad educativa.

¿Por qué es necesaria esta reformulación?
Por motivos pedagógicos y metodológicos, aunque es cierto que ha sido propiciada por soluciones tecnológicas. La tecnología ha cambiado el modo en el que se trabaja en nuestra sociedad y el modo en el que se aprende.

¿Cómo ha cambiado la forma de aprender?
La tecnología permite una educación más ubicua, en tanto que virtual, multimetodológica y mucho más personalizada que nunca. Además, ha cambiado la manera en la que los recursos más centrales, como los libros de texto, son provistos a la comunidad.

¿A qué se refiere?
Tenemos el conocimiento tan a mano que estamos ante un momento en el que hemos de incorporar teorías como “aprender haciendo”, construir sobre los preconocimientos que se tienen en cada momento, experimentar, descubrir, etc. Todo esto da lugar a una educación radicalmente distinta, no sólo por las TIC, sino por las metodologías y la manera de aprender.

¿Cómo se lleva a cabo todo esto?
Primero, poniendo al alumnado como centro del sistema, como el gran protagonista, enfatizando los procesos de aprendizaje sobre los de enseñanza. Aprovechando, por otra parte, las posibilidades comunicativas de las TIC en las redes del profesorado, de las familias, del alumnado entre sí…

¿Cuáles son estas posibilidades comunicativas?
Las TIC generan nuevos roles y relaciones, perfeccionan los sistemas de evaluación y aprendizaje, cambian las fórmulas de equipamiento y expanden el concepto de aula y horario escolar.

¿Y qué hay de la gestión?
Queremos hacer un verdadero vuelco en la gestión educativa haciendo accesible al profesorado, al alumnado y a las familias toda la información, que ahora está muy diseminada. Esto significa volver a definir muy bien las competencias que queremos tratar, especialmente las competencias digitales.

¿Los profesores están preparados para estos cambios?
Los profesores saben más de lo que creen. En realidad ya tienen competencias digitales, porque utilizan la tecnología para cuestiones personales con bastante soltura. Tal vez todavía no han sabido integrar estos conocimientos al aula. Solo falta que aprendan a aprovechar toda la potencialidad de este recurso.

¿Cómo cambia la figura del profesor en este contexto?
Antes el profesor tenía 5 funciones que siguen siendo válidas: programadora, orientadora, informadora, motivadora y evaluadora. Tradicionalmente, el profesor ha dedicado la mayor parte del tiempo a la función informadora, que es precisamente la que ahora tiene menos sentido.

Ahora hay otras fuentes de información.
Y por eso la misión informadora del profesorado queda atenuada. En cambio, cobran importancia otras funciones. El profesor empieza a ser curador del contenido, guía o, incluso, community manager: debe manejar una comunidad compleja, conectar las familias y el alumnado, etc.

Son muchas novedades.
Son roles que no estaban tan destacados cuando el profesor era la única autoridad del conocimiento. Ahora todos tenemos acceso al conocimiento pero el profesor tiene que enseñar a los alumnos a aprender juntos, a aprender a aprender y también tiene que potenciar la capacidad de cada uno de ellos, buscar su talento y pedir el éxito escolar universal, que no quiere decir que todo el mundo tenga que ser medido de la misma forma.

¿Estamos hablando de personalización?
Sí. Las nuevas tecnologías son herramientas que pueden favorecer mucho la personalización del aprendizaje. Permiten individualizar el aprendizaje, facilitar la tarea del alumno, generar un entorno de aprendizaje particularizado, gamificar el proceso haciéndolo más lúdico, generar retos que motiven a cada alumno, etc.

¿Cómo debería ser la educación del futuro?
La mejor metodología es la suma de metodologías. Deberíamos ensayar un abanico de metodologías que funcionan y combinarlas. Y ver a qué responde mejor cada alumno en concreto. En este momento la red nos ofrece muchas posibilidades y tenemos que probarlas todas.

Fuente: Tiching Blog

Anuncios